Tecnología de futuro para los bebés

11 noviembre, 2020
Tecnología de futuro para los bebés

La ropa para el público infantil, incluida la de los bebés no es ajena a los grandes adelantos que se producen en el plano tecnológico. Sí, los recién nacidos también pueden ir a la última moda, y ahora también a la última tecnología.

Esto hace que parezcan ya lejanos los tiempos en los que las abuelitas solían hacer la ropa de los nietos. Los padres no se preocupaban tanto de la comodidad o de la seguridad de los bebés y primaba el que se hiciese con mucho amor.

Ahora no es que haya dejado de importar el tema sentimental, sigue siendo vital, pero también importan otros factores. El mundo sigue avanzando y también en este tipo de cosas.

Esto nos enseña que el trabajo conjunto en el marco de la ropa para los niños y bebés y la tecnología es cada vez más estrecho. Existen muchas puertas que se pueden abrir, pero estos resultados realmente espectaculares. Vamos a ver tres clases de ejemplos:

Ropa  Petit Pli Plisada

Muchas veces se quiere que la ropa que lleven los pequeños pueda durarnos bastante tiempo, algo que ahora puede parecer bastante difícil. La ropa ahora suele ser muy variada, pero lo cierto es que no suele durar mucho, lo que hace que la gente tenga ya bastante asumido que no les va a durar demasiado. Una pena vaya.

Lo bueno del tema es que hay respuestas a esto que pueden ser de gran ayuda. En el Reino Unido, han creado Petit Pli, que es una ropa de bebés de tipo plisado. Por ello tienen pliegues que están camuflados bastante cuidados, con los que cual los bebés pueden utilizarlos en un rango que va desde los cuatro meses hasta los tres años. Aunque es una ropa algo más cara y no ahorrarás demasiado, quizá van a tener menos motivos por los que estar preocupados.

BabyGuard

El que pudiésemos estar siempre conociendo a la salud de los pequeños, hasta antes de que nazcan, iba a ser todo un avance para los padres que lo iban a valorar mucho. En este sentido, en países asiáticos, como en gigante chino, donde hay que ser consciente de que la salud de los niños suele ser todo para una familia, ya que es de los pocos que se pueden tener, pues ellos tienen la denominada política “un niño por cada familia”.

En España, importantes empresas especializadas en ropa infantil como Grupo Reprepol creen que es evidente la gran preocupación que tienen los padres respecto a la calidad de los productos, aunque la creación de ropa tecnológica en nuestro país va algo más lento porque siempre es necesario tener un proceso largo de desarrollo del mismo.

De hecho, hay un grupo de personas expertas en la materia que está desarrollando un proyecto con el que es posible la monitorización de los signos vitales de los bebés con una serie de dispositivos que se incorporan, tanto en la ropa del bebé como en la de la madre. Toda la información puede ser accesible en tiempo real y se puede recibir por los doctores en el centro hospitalario y así se puede dar una respuesta mucho más veloz, o que ayudará a que la prevención tenga mayor eficacia en los casos donde sea necesaria una emergencia mayor.

 Este proyecto está inmerso en Make it Wearable, que es un concurso que cada año suele retarnos a la creación de tecnologías que podemos aplicar a la ropa. El proyecto que gana recibe una cantidad considerable que es de quinientos mil dólares.

Los bebés y el calcetín/monitor

Existe una marca que trabaja muy bien todos los temas en relación con el cuidado del bebé, donde usan una tecnología llamada “oximetría del pulso”. Este es uno de los productos de mayor popularidad, que es el calcetín monitor enfocado a los bebés.

Esta ropa, permite que los padres puedan siempre saberlo todo con respecto a la salud de los bebés, en especial en algo tan importante como es el descanso.

Por ejemplo, los calcetines, están con un enlace con una aplicación con el Smartphone de la mamá. Entre sus datos, podemos hablar de los latidos por minuto del bebé, o la cantidad de oxígeno en sangre que hay.

Como podéis haber visto, cada vez el vínculo entre la tecnología y los niños pequeños cada vez es más fuerte, pues se va buscando una cantidad de rangos mucho más versátil, seguro y confortable para los bebés. La tecnología ha llegado para quedarse, algo que casi ya no hay nadie que lo tenga claro.